La experiencia y la garra llevan a España a la final del Mundial

España venció a Australia en la semifinal tras dos prórrogas

Partido clave para la selección española de Sergio Scariolo, que se jugaba el pase a la gran final del Mundial de China 2019 frente a una Australia que ya conoce muy bien. Ya se enfrentaron a los ‘boomers’ en el partido por el bronce en los Juegos Olímpicos de Río, y otra vez un título internacional les volvía a medir en uno de los escenarios más grandes posibles. Un Mundial con muchas sorpresas, pero donde se podía prever que estas dos selecciones iban a llegar lejos. 

Ricky Rubio, que está firmando un Mundial excelente, llegaba como una de las piezas más destacadas de una selección española que ha logrado imponerse a todos sus oponentes, llegando a este punto de la competición imbatida y con una mejora progresiva que Scariolo había destacado desde el primer día de competición. Esa promesa se estaba haciendo realidad, y tocaba demostrar que iba a seguir siendo vigente frente a una selección australiana que no venía con ningún tipo de miedo.

Los australianos cuentan con una plantilla de  jugadores importantes en la NBA, Patty Mills, Andrew Bogut, Aron Baynes, Joe Ingles o Matthew Dellavedova…, que son especialmente importantes en su franquicias, y que han demostrado ser muy efectivos cuando juegan todos juntos. La selección australiana es una de las que demuestra mucho poder como bloque, y este iba a ser uno de los primeros desafíos reales para Scariolo, que había superado con mucha efectividad todas sus pruebas anteriores.

Arranque de poder a poder

En los primeros compases del partido, ambas selecciones arrancaron con mucha energía. Por parte de la selección española, Ricky Rubio fue el encargado de abrir la lata con un triple en una segunda oportunidad, mientras que los australianos contaban con un Patty Mills muy activo cerca del aro, a pesar de ser especialmente destacado por su efectividad más allá de la línea de tres puntos. Juancho Hernangómez continuó siendo el factor X de este equipo, desatascando en ataque con ocho puntos tempraneros casi sin fallo y siendo importante atrás, imponiéndose en las líneas de pase y generando ocasiones al contraataque para los de Scariolo.

Mientras tanto, Mills, aprovechándose de los bloqueos de sus interiores, se hacía con buenas acciones cerca del aro, donde no tuvo problemas para finalizar con ‘floaters’. Matthew Dellavedova fue determinante desde que entró en pista, generando ocasiones de ataque sencillas para Australia y colocándose como uno de los más destacados sobre la pista con 6 puntos muy rápidos. Partido de altas revoluciones donde no era sencillo dirimir quién estaba imponiéndose sobre la pista.

Una laguna en el tiro exterior

Tras un primer cuarto de mucha igualdad, la selección española se hundió desde la línea de tres puntos. Un 0 de 8 desde el triple causó muchos problemas, mientras que Australia seguía creciendo con buenas acciones defensivas y con un Mills desatado. Un gran juego de combinación para encontrar en cada posición al jugador con mejores opciones de anotar. España seguía sólida en el apartado defensivo, pero no lo suficientemente efectiva como para materializar sus puntos al otro lado de la pista.

Una pequeña reacción en los últimos minutos, donde los interiores tuvieron un papel muy importante, permitieron que España se marchara al descanso con una desventaja de cinco puntos. Falta de circulación en el ataque, mientras que los jugadores con mayor capacidad de generación ofensiva estaban intentando conseguir sus puntos sin la ayuda de sus compañeros. Llegaron a colocar una zona defensiva para intentar disminuir la producción de su rival, que iba creciendo cada instante

Un periodo que atraganta

La selección española no salió preparada para luchar de la manera correcta en el tercer cuarto. Los tiros forzado se sucedían continuamente, sin encontrar el acierto debido de cara al aro. Esto fue aprovechado por la selección australiana, que estuvo especialmente acertada en su selección ofensiva. Un muy buen movimiento del balón, iniciado siempre por las jugadas de Patty Mills, para finalizar en canasta en muchas situaciones diversas. El tiro de larga distancia fue bueno, y se nutrieron gracias a ello de las manos de jugadores como Patty Mills, Joe Ingles o Matthew Dellavedova.

España no sobrepasaba el 33% de acierto en el tercer cuarto, y su rival se iba 11 puntos arriba para establecer en ese momento la mayor ventaja de todo el partido. Les costó remontar, pero tuvieron que cambiar su sistema a partir de los tiempos muertos de Scariolo para ajustar algo más el resultado al finalizar el tercer cuarto. El luminoso reflejaba el 82-87 que seguía manteniendo a España metida en el partido y con opciones de poder ponerse por delante si el trabajo mejoraba sustancialmente en un último cuarto que se esperaba muy intenso y decisivo.

La defensa volvió a ser la clave de este equipo, ajustando en todo momento el marcador y reduciendo las opciones en ataque de Australia a través de una zona que surtió efecto. Australia empezaba a complicarse demasiado en el tiro exterior, y España aprovechando sus opciones al contraataque con un Marc Gasol colosal que empezaba mostrar su mejor nivel en los minutos más importantes. El jugador de Toronto Raptors terminaría siendo jugador más destacado del partido por sus acciones en los últimos minutos del encuentro, donde su presencia fue clave para que España consiguiera finalmente la victoria. 

La garra salió en el último cuarto

España arrastró las buenas sensaciones de los últimos minutos del tercer cuarto para sacar su mejor versión en el último periodo. Marc Gasol sacó a relucir su liderazgo, veteranía y experiencia en situaciones clave de partido consiguiendo puntos fáciles en la pintura y con un tiro de tres puntos que empezaba afinarse en el momento más importante. La selección de Scariolo firmó un parcial de 2-9 para igualar la contienda y llegar a los tiros libres decisivos de Gasol.

El pívot fue a la línea de personal con cuatro segundos restantes para el final, y anotó ambos para poder marcharse a la prórroga, donde se decidiría el billete a la final de este Mundial de China 2019. Los árbitros comenzaban a sentir la presión y tomaron algunas decisiones dudosas que provocaron la polémica entre las aficiones de ambos países. 

Dos prórrogas para creer en el título

España y Australia iban a decidirse su billete a la final en el tiempo extra, una situación que no es deseada por ninguno. Los chicos de Scariolo supieron sufrir, y en la primera prórroga tuvieron que aguantar hasta el final para salir con vida. Mucha imprecisión por parte de ambos equipos debido a la alta presión de la situación que estaban viviendo. Sin embargo, Australia conseguía imponerse ante una España a la que le costaba mucho tomar decisiones en ataque gracias al liderazgo de un Patty Mills que no se cortó desde larga distancia.

De nuevo, unos tiros libres de Marc Gasol con apenas cuatro segundos restantes para el final del primer tiempo extra llevó a España a forzar una nueva prórroga que iba a ser definitiva y daría una gran alegría a todos los aficionados españoles. En la segunda prórroga supieron encontrar las mejores situaciones para anotar, en el pick-and-roll con Marc Gasol a base del reparto de balón de Ricky, y en el tiro exterior con un Sergio Llul desatado, a quién no le tembló la muñeca en el momento más importante del campeonato hasta el momento.

España ha logrado meterse en una nueva final mundialista, 13 años después de la victoria en Saitama. Quieren repetir consiguiendo su segundo mundial, algo que marcaría un antes y un después de un grupo que se conoce muy bien y quiere culminar su época dorada particular con un nuevo título internacional. 

Ficha técnica

España 95-88 Australia

22-21; 10-16; 19-18; 20-16; 9-9; 15-8

España: Quino Colom (-), Rudy Fernández (2), Pau Ribas (7), Ricky Rubio (19), Víctor Claver (9), Marc Gasol (33), Willy Hernangómez (-), Pierre Oriola (-), Xavi Rabaseda (-), Sergio Llull (17), Javi Reirán (-), Juancho Hernangómez (8)

Australia: Sobey (-), Gliddon (-), Goulding (5), Mills (34), Bogut (12), Ingles (4), Dellavedova (6), Kay (16), Baynes (6), Barlow (-), Landale (3), Creek (2)

Comments