Foto: Carlos Calvillo (SomosBasket)

ANÁLISIS | La resurrección de Askia Booker

El base de UCAM Murcia ha recuperado su mejor versión con Sito Alonso

Tras la marcha de uno de los jugadores más importantes del UCAM Murcia que llegó a una Final Four de Basketball Champions League, Clevin Hannah, El equipo murciano de Ibón Navarro tuvo que encontrar una alternativa que se adecuara a sus necesidades tras haber contado con dos bases de altísima calidad en sus últimas temporadas como el ya mencionado Hannah, así como Facundo Campazzo. Esto siempre es tarea complicada para un equipo que tiene un presupuesto muy ajustado como es el caso del cuadro universitario. Sin embargo, indagando en las profundidades de Liga Endesa así como la Liga de Desarrollo de la NBA, consiguieron algunas joyas, como puede ser el caso de Askia Booker, que llegaba con una gran repercusión tras haber rendido a gran nivel en el Real Betis Energía Plus que finalmente acabaría descendiendo a LEB Oro.

Parecía que habían encontrado al sustituto perfecto tras varias temporadas disfrutando de un auténtico idilio en el puesto de base con jugadores de altísima calidad. Alejandro Gómez, director general del club, había vuelto a dar la campanada no solo con el fichaje de Booker, sino también con la incorporación de un sonado Milton Doyle que llegaba tras haber estado jugando en la NBA con Brooklyn Nets así como el equipo asociado a esta franquicia en la Liga de Desarrollo. Booker llegaba a Murcia con el cartel de ser un especialista en la anotación, un generador de puntos compulsivo que sería capaz de poner sobre la mesa esas cifras ofensivas que se iban a quedar huérfanas con la salida de Hannah, uno de los principales baluartes ofensivos de un UCAM que logró algo histórico como es la clasificación para una Final Four de competición europea.

Sin embargo, tras un inicio de temporada un tanto convulso y una continuación de la misma que comenzó a preocupar a los aficionados, la estima por Booker por parte de la grada comenzó a decaer al ver que no era capaz de desempeñar esa función que se le había designado. Askia Booker no es precisamente un jugador que destaque por sus habilidades para distribuir el juego con el resto de sus compañeros, y todos estaban pidiendo a gritos la incorporación de un base que fuera capaz de orquestar al equipo y permitir que el ataque fuera mucho más fluido para así solucionar el principal problema de este equipo desde que diera comienzo el curso. Poco a poco, conforme la amenaza del descenso comenzó a crecer, el club decidió relegar a su por entonces técnico Javi Juárez, debutante en Liga Endesa, por un experimentado Sito Alonso que ha estado en banquillos de equipos muy importantes como puede ser el caso de Baskonia o el FC Barcelona Lassa. A partir de entonces se notaba que la situación estaba cambiando.

Murcia Tenerife Champions
Foto: championsleague.basketball

Sito Alonso y cómo recuperar a un jugador clave

Con la llegada del entrenador madrileño al banquillo del equipo universitario y con la  parada por la Copa del Rey, se esperaba que UCAM Murcia incorporara algún jugador que les permitiera poder tener más efectivos en ambos lados de la pista para así luchar por la permanencia en Liga Endesa. Especialmente, uno de los objetivos que tenían en mente los aficionados era la llegada de un nuevo base que permitiera a Charlon Kloof tener un apoyo en labores de organización del juego y, hasta incluso, la posibilidad de que Askia Booker encontrara un nuevo equipo para terminar la temporada. Sin embargo, las cosas no sucedieron como todos esperaban, y Sito Alonso prefirió no hacer incorporaciones ni bajas a la plantilla para poder luchar con el grupo que estaba presente y sacar lo mejor de cada jugador en esta nueva etapa.

Contra todo pronóstico, Askia Booker terminó por ser el mayor beneficiado de este cambio de mentalidad del equipo. Sito Alonso había contado con jugadores de su perfil en el pasado, y tenía la fórmula perfecta para poder conseguir un buen rendimiento por parte del base y que esto desencadenara en victorias a favor del conjunto murciano. En repetidas ocasiones comentó que la clave para que jugadores como Booker y Milton Doyle volvieran a ser ellos mismos, era incluirlos en un colectivo que permitiera a sus compañeros beneficiarse de las actuaciones individuales. A pesar de no tener mucho protagonismo en su primer partido frente a Monbus Obradoiro, Booker siguió mostrando un gran nivel en los partidos posteriores para terminar con la explosión definitiva ante Tecnyconta Zaragoza.

Askia Booker
ACB Photo / J. Bernal

Cabe destacar también en este conjunto que, a pesar de la eliminación en la Basketball Champions League en octavos de final a manos del Antwerp Giants belga, los murcianos comenzaron a ganar mucha más confianza en Liga Endesa, sobre todo en sus partidos en casa en los que lograron tumbar al reciente campeón de Copa del Rey, el FC Barcelona Lassa, en un partido muy especial para el entrenador madrileño que se enfrentaba a su ex equipo que le despidió hace menos de dos temporadas. El ambiente mejoró notablemente y este podría haber sido otro de los factores determinantes de la explosión de Booker.

Y al tercer día resucitó Askia

Y cuando menos se esperaba, Askia Booker volvió a ser el jugador que se le había visto en sus etapas anteriores. La explosión llegó el partido ante Tecnyconta Zaragoza, una cita clave para UCAM Murcia en su objetivo de conseguir la salvación. Tras la victoria de Montakit Fuenlabrada ante Valencia Basket, era imprescindible gran este partido para seguir en la lucha por evitar la LEB Oro. El equipo cumplió con creces, motivado por la peligrosa situación del momento, además de tener delante a un rival que nunca ha tenido mucho aprecio por el conjunto universitario como es Porfi Fisac, que dejó algunas declaraciones polémicas antes del partido en detrimento de los murcianos y sus quejas con los árbitros.

El base norteamericano firmó su mejor partido en Liga Endesa y una de sus mejores exhibiciones como profesional. Booker consiguió 38 puntos, 48 de valoración y 8 triples, convirtiéndose así en el jugador de la historia del club con una valoración más alta en un solo partido. El cambio en la mentalidad de Askia Booker desde la llegada de Sito Alonso es evidente, y sus números así lo reflejan. Desde la llegada del entrenador madrileño al club, Booker está promediando casi 20 puntos por partido con un 44% de acierto en triples. Estas cifras se contraponen a las anteriores vistas durante la etapa de Javi Juárez, en las que el base apenas podía contar con minutos en partidos importantes. La última gran “exhibición” de Askia Booker fueron los 24 puntos que consiguió en la derrota ante Tecnyconta Zaragoza.

UCAM Murcia tiene un solo objetivo en mente, conseguir la permanencia, y no hay duda de que reapariciones estelares de sus jugadores como Askia Booker serán de gran ayuda en su travesía. No obstante, todavía queda mucho por arreglar en este equipo, como podría ser la necesidad de algún pívot más que complemente a un Tumba que está dejándose todo sobre la pista y le está costando su integridad física. A continuación tienen dos partidos clave ante Movistar Estudiantes y Montakit Fuenlabrada, dos rivales directos por la permanencia. Todo está por ver, aunque el equipo universitario parece empezar a ver la luz al final del túnel.

Leave A Reply

Your email address will not be published.