SomosBasket
Noticias de la NBA en español, baloncesto europeo, ACB, Euroliga, rumores y mercado de fichajes
Jimmy Butler en el partido ante los Indiana Pacers/Imagen realizada por Jordan Johnson para nba.com

OPINIÓN | ¿Está Houston Rockets hipotecando su futuro?

Butler puede llegar a cambio de cuatro primeras rondas del Draft y un jugador

Get real time updates directly on you device, subscribe now.

Los cimientos de la liga se tambalean ante la posibilidad de que el jugador exterior se una a los Houston Rockets, pudiendo formar un núcleo capaz de intentar frenar a los Warriors.

Los Houston Rockets buscan el anillo a toda costa, y buena muestra de ello es la última noticia que dio Adrian Wojnarowski hace unos días. El periodista informaba de que el equipo tejano habría realizado una oferta de traspaso a los Minnesota Timberwolves por el jugador Jimmy Butler, en la cual los Rockets ofrecían cuatro primeras rondas del Draft por la estrella de los Wolves.

Esta situación es una declaración de intenciones clara por parte de los Houston Rockets, que quieren pegar un salto hacía el anillo en este instante y formar un “super equipo” que estaría a la altura de los mejores, pero a cambio pueden hipotecar su futuro por un presente indefinido.

Un modelo que no seguir

Ante esta situación resulta inevitable no echar la vista al pasado y recordad un traspaso parecido a este que finalmente fue un éxito para una de las partes y un fracaso estrepitoso para la otra. Los Brooklyn Nets decidían hacer una revolución en su plantilla de cara a la temporada 2013-2014 y mandaban a Gerald Wallace, Kris Humphries, MarShon Brooks, Kris Joseph, Keith Bogans, tres primeras rondas del Draft (2014, 2016, 2018) y la posibilidad de que los Celtics pudieran cambiar la primera ronda de 2017 a los Boston Celtics, que por su parte entregaban a Paul Pierce, Kevin Garnett, Jason Terry y D.J. White.

Con el paso del tiempo se ha podido observar como Danny Ainge realizó una de las mejores operaciones de la historia, consiguiendo varias rondas a cambio de jugadores que se encontraban en el declive de su carrera.

Debby Wong – USA TODAY Sports

Aquel traspaso se llevó a cabo con el objetivo de formar un “súper-equipo” en Brooklyn con el que aspirar a la máxima cota posible, el anillo, en el menor tiempo posible precisamente. Pero en esta ocasión la situación les salió “rana”, ya que el equipo nunca logró pisar unas finales de conferencia y además el proyecto fue un fracaso siendo durante las últimas temporadas de los peores equipos de la NBA. Boston en cambio ha sabido aprovechar la situación y seleccionar a dos grandes promesas como son Jaylen Brown y Jayson Tatum, jugadores con un gran futuro pero que ya en el presente están mostrando un nivel impropio de su juventud.

¿Un riesgo que merece la pena correr?

Tras analizar un ejemplo más que claro de lo que puede sucederle a Houston surge la pregunta: ¿Merece la pena correr el riesgo? El equipo de Tejas apostaría todo al presente renunciando posiblemente al futuro. La llegada de Jimmy Butler es arriesgada, pues el jugador finaliza contrato al final de este curso, con un gran número de “pretendientas” para hacerse con sus servicios al acecho. La llegada de Butler puede ser arriesgada por este motivo y además puede darse el caso de que su duro carácter cree problemas dentro del vestuario, y más que aportar al equipo provoque aún más problemas.

En cambio, no todo son sombras con la posible llegada del actual jugador de los Timberwolves, ya que los Rockets necesitan mejorar urgentemente su defensa. Con un Rating Defensivo de 105,6 la temporada pasada, este curso han bajado mucho su nivel defensivo, que está ahora 110,8. En el ámbito ofensivo es indiscutible que el jugador también aportaría al equipo en el que juega, por lo que el equipo tendría un arma más que sumarle a James Harden, Chris Paul, Clint Capela o Carmelo Anthony. Y bueno, que la incorporación de JB sería uno de los bombazos de la temporada.

Ante esta oferta, el equipo de Tom Thibodeau deberá estudiar la situación, ya que el entrenador de Minnesota aún cree que hay posibilidades de que Butler recapacite y decida continuar en la franquicia, situación que cada vez parece más difícil que se dé. Posiblemente la respuesta sea que los Rockets deban incluir a un jugador de rol importante a la operación como por ejemplo P.J. Tucker o Eric Gordon, perdiendo así un jugador de cohesión y papel importante a cambio de una estrella que puede ser muy fugaz.

tom thibodeau jimmy butler usa team

Solo el tiempo dirá si finalmente se produce esta operación o si todo queda en una simple anécdota, deberá analizarse fríamente la operación en los despachos de la liga ya que puede darse un gran vuelco en la competición actual y en el futuro más cercano.

Por su parte, los Rockets pueden formar probablemente la mejor plantilla de su historia y convertirse en un fiel aspirante a destronar a los todopoderosos Golden State Warriors, o por el contrario, ser recordados al igual que los Brooklyn Nets, como uno de los equipos que se involucró en el peor traspaso de la época vendiendo su futuro por un presente nefasto.

Solo hay una cosa clara por el momento y es que próximamente habrá que estar atentos a la cuenta de Twitter de Adrian wojnarowski, que puede ser quien informe de la primera gran bomba de la temporada.