Juancho Hernángomez a punto de realizar un mate en el partido ante Rumanía. Fuente: FIBA

Juancho Hernangómez supo aprovechar su oportunidad

El español jugó más de 20 minutos frente a los Bucks

La posición de Juancho Hernangómez en las rotaciones de Michael Malone no ha cambiado desde que hablamos personalmente con él el pasado enero. Pero el joven español cumplió perfectamente con su palabra. Lo de “seguir trabajando” para hacerse encontrar listo en cada momento no era una frase de circunstancia: Juancho realmente siguió entrenándose todo los días, sin perder esperanzas y optimismo, y lo demostró en ocasión de su prestación la noche del domingo frente a los Milwaukee Bucks.

Wilson Chandler era baja por una fractura de nariz, con lo cual Juancho Hernangómez disputó casi 21 minutos del partido que los Nuggets ganaron por 125-128 en la prórroga frente a los de Wisconsin, anotando 6 puntos (2 triples de 5 intentos desde más allá del arco), y capturando 2 rebotes.

El equipo lo está haciendo muy bien,” – comentó el jugador tras el encuentro – “estoy muy contento por la victoria, porque jugamos muy duro y cuando puedo aportar mi granito de arena lo voy a hacer”.

Pese a que no parece que el madrileño tenga ahora mismo la posibilidad de encontrar un sitio fijo en las rotaciones, Juancho Hernangómez siempre está preparado para lo que haga falta.

“Creo que Juancho ha sido increíble en ambos lados de la cancha,” – comentó Michael Malone tras el partido – “está siendo un año muy duro para él: no ha jugado mucho, pero ha sido capaz de saltar a la cancha y anotar un par de triples vitales. Jugó muy duro”.

El impacto positivo del más joven de los hermanos Hernangómez en el partido es debido a su ética de trabajo: pocos jugadores del equipo pasan más tiempo en el gimnasio que él.

“Siendo honestos, Juancho apenas ha salido del gimnasio los últimos tres meses,” – comentó un sonriente Nikola Jokic alabando a su compañero – “está siempre ahí, siempre trabajando”.

Tal y como nos contó hace un par de meses, está claro que Juancho, como cualquier jugador de baloncesto, desearía jugar más, pero nunca se perdió de ánimo o se dejó llevar por la frustración debido a los muchos encuentros pasados en el banquillo: siempre ha estado muy unido y apoyando a sus compañeros.

“Una cosa hay que saber de Juancho,” – siguió Malone – “si le das la oportunidad de jugar, él lo va  a dejar todo en la cancha, va a dar el 100%. Creo que tuvo un impacto muy positivo en el partido de hoy. Wilson estaba fuera, alguien tenía que remplazarle, le tocó a Juancho y lo hizo genial. Estoy orgulloso de él”.