Caris LeVert, juventud, talento y sacrificio

2017 se esta convirtiendo en el año de Caris LeVert

Caris LeVert está teniendo su mejor temporada. Nil Alemany (SB)

Hoy voy a hablaros de unas de las joyas escondidas de los Nets, un jugador que poco a poco y sin hacer mucho ruido va ganando minutos, experiencia y la confianza de Atkinson. No es otro que, Caris LeVert, un recién extraído diamante en bruto del cual no somos capaces de catalogar su valía debido a su continua progresión.

El bueno de Caris, estalló en la victoria de 110-90 en casa de los Hawks de Atlanta donde el pasado Lunes con 17 puntos y 6 asistencias se ganó el respeto del público georgiano.

Pero… Realmente sabemos quien es Caris LeVert?

Caris LeVert nació en la capital de Ohio, Columbus, hace 23 años. Mide 2.01m y pesa 87kg. Es conocido por el apodo de “Baby Durant”, ya que su juego se asemeja al del Alero de Golden State, y juega de escolta. Caris jugo en el instituto de Pickerington (Ohio) y después para los Wolverines de la Universidad de MIchigan donde estuvo desde el 2012 al 2016 en las promedió 10,4 puntos, 3,5 rebotes y 2,7 asistencias por partido. Siendo elegido para el segundo mejor quinteto de la Big Ten Conference en 2015.

En el draft del 2016 fue escogido en el puesto 20 por los Indiana Pacers, pero fue intercambiado a los Nets por Thaddeus Young y una segunda ronda del draft del año siguiente. Esta elección parecía la adecuada pero, hoy en día, hay quien dice que, visto el potencial y el bajo nivel de ese draft, podría haber sido drafteado en un puesto más elevado.

Debido a una lesión, no pudo debutar hasta el 7 de diciembre contra los Denver Nuggets, logrando 4 rebotes y 3 robos (algo que un debutante no lograba desde el 1994, donde fue Chris Childs el que lo consiguiera cuando los Nets eran de Nueva Jersey)  en 9 minutos de juego. La primera canasta de Caris no llegó hasta su tercer partido, el 10 de Diciembre contra los Spurs, donde finalizó una puerta atrás iniciada por Brook Lopez. LeVert logró su primera titularidad  en 3 de Febrero casualmente contra el equipo que lo drafteo, los Indiana Pacers. Su récord de puntos y asistencias lo logró en el mismo partido, curiosamente en el aniversario de su debut y en México, el pasado 7 de Diciembre contra los Thunder de Oklahoma, además también logró su primer doble-doble de su carrera con 21 puntos y 10 asistencias. Sin olvidarnos de la victoria esta noche frente a los Wizards en el Barclays Center.

Si echamos un ojo a los highlights de ese encuentro vemos como Caris LeVert consiguió su mejor registro de su carrera siendo un hombre clave en la victoria de los Brooklyn Nets ante los Thunder en Ciudad de México.

Entre las principales características de Caris LeVert encontramos un jugador que aprovecha sus oportunidades, pese a estar en desarrollo promedia en su carrera 9.1 puntos, 3.4 rebotes y 2.5 asistencias, destacando por ejemplo 1.1 robos por partido, que demuestra su valía defensiva poniendo mucha presión a los exteriores rivales. Si tenemos en cuenta que de sus 82 partidos en la NBA solo ha disputado 34 de titular, jugando un total de 23 minutos por partido juntando partidos tanto de titular como de suplente, nos damos cuenta que es un jugador que entra con frecuencia en la rotación y las lesiones de compañeros le está haciendo crecer y aumentar sus minutos en pista. A parte, Atkinson ha manifestado en varias ocasiones que Caris es uno de sus hombres de confianza tanto de inicio como saliendo desde el banquillo, siendo palpable en su media de minutos, superior a 26 en esta temporada. Si los comparamos con el resto de compañeros que han jugado los mismos partidos que el, solo le supera DeMarre Carroll con 29.6, Rondae Hollis-Jefferson con 27.6, Allen Crabbe con 27.5 y empatado con Spencer Dinwiddie en 26.3. Todos ellos hombres titulares.

Pero sobretodo donde destaca el escolta de Ohio es en defensa, su presencia en defensa está dando mucha frescura a una zaga que en tramos del partido hace aguas por todas partes, sobretodo cuando ni RHJ ni el se encuentran en pista. Ambos combinan 2.27 robos y múltiples pérdidas forzadas. Pero no solo son los números, ambos crean una pareja defensiva increíble dándole una fuerza inédita el año pasado.

Caris LeVert tiene la peculiaridad de no ser el típico escolta de «catch and shoot», sino que es un gran penetrador y una pesadilla para las defensas cuando manda un “pick and roll”, ya que tiene un potente cambio de ritmo difícil de detener. Además tiene una gran visión de juego, algo que los Nets necesitan debido a su condición de plantilla “Small Ball”, sus 3.6 y su reciente doble-doble superando las 10 asistencias son testigos de esa evolución tan necesaria que necesitan los Nets en cuanto a la circulación de balón. A todo esto, la llegada de los dos nuevos fichajes, Jahlil Okafor y Nik Stauskas, puede reforzar su juego colaborativo, ya que si nos basamos en sus características, Jahlil puede ser un aliado de oro en un «pick and roll», y Nik a contrario en un «pick and pop», sería letal tirando solo desde el perímetro.

Además, Atkinson añade que es un jugador que se adapta a múltiples posiciones. El coach neoyorquino lo ha puesto de base, escolta y alero, siempre riendo a un nivel excelente. Ese es unos de las mayores virtudes que más destacan de él, su enorme versatilidad en cancha. Pudiendo tanto en ataque como sobretodo en defensa desenvolver todo tipo de funciones.

Por eso se catalogó este 2017 como el año de Caris porque gracias a su aporte cada noche los Nets no están echando tanto de menos como se esperaba a los duras bajas de Lin y Russell. Como hemos comentado antes la gran apuesta de Kenny Atkinson para suplir a sus hombres clave fue juntarlo con Rondae Hollis-Jefferson.

Caris LeVert fue muy solicitado en el draft del 2016, pero se lesionó y su elección bajo muchos puestos. En este año 2017 el escolta de Ohio ha demostrado que los scouts no iban mal encaminados con sus altas expectativas sobre el.

 

¡Y LO QUE ESTÁ POR LLEGAR!

Comments