Donovan Mitchell, de Lousville a Utah Jazz.

¿Es adecuado el sistema de Quin Snyder?

La defensa es una garantía, pero el ataque es una absoluta incógnita

quin snyder
FOTO: WIKIMEDIA (CC) – Quin Snyder, entrenador de los Utah Jazz.

La temporada de los Utah Jazz no está siendo fácil. Primero la salida de Hayward. Todo en una creciente y ultracompetitiva Conferencia Oeste. La defensa se mantiene intacta, un sello de Quin Snyder, pero el ataque hace aguas. Se empieza con una larga racha perdedora. Comienzan los rumores. Favors y Ricky no encajan en el sistema. Ésta viene seguida por una racha de 6 partidos consecutivos ganados. Todo de repente va bien. Ahora se pierden dos más…

Llevamos 26 partidos de temporada, donde continúan las dudas en el equipo de Salt Lake City. Se está teniendo una serie de subidas y bajadas que nos hace imposible predecir nada. La defensa no admite dudas. Sin embargo, el ataque es otra cosa. La cuestión es: ¿el sistema de Quin Snyder en ataque es el adecuado? Vamos a por ello.

La polémica sobre Quin Snyder 

Parece que llevamos una eternidad hablando de este tema. La realidad es bien distinta: «sólo» llevamos con ello dos temporadas enteras. Desde que Quin Snyder cogiera las riendas del equipo, todo ha ido a mejor. Mejorando temporada a temporada, implantando un estilo, haciendo baloncesto. Una cultura y estilo defensivos, donde cada posesión cuenta. El sistema de Quin Snyder tiene sus cosas positivas y negativas.

La defensa

Empezando con todo lo positivo, defendiendo a Quin Snyder, podemos hacer nuestro eso de que «si el ataque gana partidos, la defensa gana campeonatos». Cualquier equipo que visite Salt Lake City sabe que va a tener que trabajar. En Utah todos los jugadores saben cómo defender en bloque, y esto ha dado resultados. Utah siempre ha sido un top 5 en defensa desde el desarrollo de este sistema. Y precisamente esta defensa llevó al equipo el curso pasado a semifinales de conferencia. Esto es una garantía.

Ahora viene la parte negativa. Generalmente cuando basas todos tus esfuerzos en defensa, es porque tienes munición de sobra en tus armas. En otras palabras, tienes talento en ataque. Jugadores que pueden crearse sus propios tiros y que anotan automáticamente. A día de hoy, «el baloncesto es un juego donde gana quien mete más puntos que el rival». Esto parece sencillo. Y viendo a los Jazz, nos damos cuenta que esto cuesta bastante en nuestro equipo.

Curiosamente, tras una serie de derrotas y una lesión de Rudy Gobert ha venido una serie de victorias. ¿Casualidad? Analizando los primeros 26 partidos, si se mantiene una defensa en bloque, la victoria para el equipo depende del ataque que se tome ese día. ¿Qué pasa con el ataque? ¿Cómo somos tan irregulares?

El ataque

derrick favors utah jazz
Derrick Favors se juega su próximo contrato esta temporada. Nil Alemany SB (CC)

Para comprender todos estos cambios de rumbo y de dinámicas, tenemos que que ir por partes:

  1. En primer lugar, tenemos que ver la importancia que ha tenido Donovan Mitchell. El rookie ha sido clave, en especial liderando a un conjunto. Lo veremos a continuación.
  2. En segundo lugar, los continuos rumores de tanking y traspasos inmediatos. Desde diversos medios norteamericanos (y en especial redes sociales), se decía que la franquicia debería tanquear para alcanzar un pick alto en el próximo draft, presumiblemente bueno. Si bien estas teorías me parecen una soberana tontería, que salgan estos rumores indican que el juego del equipo no es bueno.
  3. Por último, se está señalando a Ricky Rubio y a Derrick Favors como problemas. Hoy en día, veo más un problema de sistema en ataque que de un par de jugadores en concreto. En especial con dos jugadores con la calidad de éstos. Todo perfectamente justificado.

Vamos a ello:

Donovan Mitchell 

De las pocas alegrías que tenemos los aficionados de los Jazz en esta temporada, se las lleva casi todas Donovan Mitchell. Si la gran mayoría de aficionados estábamos (me incluyo el primero de todos) preocupados por la salida de Hayward, en apenas 26 partidos ‘Spyda’ nos está mostrando el camino. Señoras, señores, el rookie está aquí. 

Para quien haya visto partidos de los Jazz esta temporada, el rookie está sosteniendo al equipo en momentos claves. Por ejemplo, en el partido contra los New Orleans Pelicans sus entradas a canasta contra Boogie Cousins fueron una delicia. En el último partido, jugándose 1 vs 1 con James Harden delante. Siempre atacando al hombre importante del otro equipo. No sólo se trata de lo que hace, sino cómo lo hace. Anota e influye en el juego directamente, contra lo mejor.

Sus records a pesar de su corta carrera

Está practicando un baloncesto propio de un jugador en su quinto o sexto año. No sólo ha tapado el enorme hueco dejado por Hayward. Spyda tiene 21 años y está batiendo récords. Tras sus primeros 25 partidos, Mitchell es el novato que más triples ha anotado (61) en la historia de la NBA. Sólo tiene por detrás a Dame Lillard (56) y Allen Iverson (54). Simplemente increíble.

Por algo Snyder pidió que el bueno de Donovan entrenara con el equipo. Mitchell ya era conocido en la universidad por su lectura en defensa, su capacidad de defender al hombre, su agilidad en movimientos laterales (esenciales para evitar bloqueos y entradas a canasta) y en especial su capacidad de robar el balón. Actualmente el rookie añade una intensidad completamente necesaria.

Pero nadie esperaba este desarrollo en ataque. Con 17.5 puntos y apenas 3 rebotes y 3 asistencias, le añade 1.4 robos. Si mantiene el nivel, va a pelear por el ‘Rookie of the year’ junto a Kuzma, Tatum y Simmons. Un jugador de 21 años, en su primer año en la NBA. Contrato rookie con uno de los mejores desarrolladores de talento de la liga… El futuro de Donovan está ligado a la NBA, y de momento, a Utah. Sólo puedo decirles que se sienten y disfruten, esto promete.

Rudy Gobert/Derrick Favors

Este punto suscita una cuestión personal. Me he cansado hasta la saciedad de defender que Favors y Gobert pueden ser compatibles con varios ajustes en el juego y en los propios jugadores. Bueno, después de dos temporadas he tirado la toalla.

Rudy Gobert y Derrick Favors no son completamente incompatibles. Pero decir que no se limitan sería mentir.  Ambos han necesitado siempre muchos metros en la zona. Favors es un 4 con mucho futuro propenso a lesionarse. Quin Snyder en cambio le ha dado prioridad al probablemente mejor rim protector de la liga.  Y es lógico, nadie lo discute. Rudy Gobert es una bestia de la naturaleza.

Pero en estos últimos partidos ha sido Gobert el lesionado y Favors el encargado de llevar la ofensiva del equipo. Y siendo sinceros, no ha ido nada mal. Hemos visto 6 victorias seguidas sin ver una auténtica sangría en defensa como esperaba la mayoría. El equipo ha aumentado su número de anotaciones en los partidos, incluyendo el colofón anotador ante Washington.

rudy gobert utah jazz
Nil Alemany (SB) – Rudy Gobert tuvo la mejor temporada de su carrera en la NBA en 2016/17.

El equipo ha visto incrementado su juego en ataque, siendo mucho más divertido, jugando una especie de small con Favors de 5, Jerebko, y los sospechosos habituales en posiciones pequeñas. Los resultados han sido un juego dinámico, rápido, destacando Mitchell, generando y abriendo espacios… en definitiva, un ataque muy divertido de ver, en especial muy versátil. Esto resulta muy curioso, ¿no?

Llegados a este punto, es lógico preguntarnos qué hacer. Si optar por una continuidad y un modelo defensivo ejemplar con Gobert, optar por un modelo mucho más dinámico y divertido con Favors, o bien optar por juntar a ambos con el riesgo de limitarlos.

Los Utah Jazz sin Rudy Gobert

En primer lugar tengo que destacar que para poder comprender cómo ha jugado el equipo sin Rudy Gobert, debemos ver el siguiente artículo.

Aquí tenemos una seria cuestión. ¿Tiene Derrick Favors que salir desde el banquillo cuando vuelva Rudy Gobert? ¿Se debe aprovechar este gran rendimiento y traspasarlo? 

Tal y como yo lo veo, tenemos 3 opciones distintas. Aviso de antemano que mi favorita es la tercera:

  1. Mantener a Gobert y traspasar a Favors. La misma historia de siempre. Gobert necesita a un 4 abierto a su lado. Los nombres salen por sí sólos. Kevin Love, Porzingis, Paul Millsap e incluso Chris Bosh. Un Ala-Pívot capaz de tirar de 3, mover el balón y con buenos movimientos en la pista. Con un ojo puesto en el mercado invernal, ahora mismo un traspaso se antoja muy complicado.
  2. Apostar por Favors y traspasar a Gobert. Esta es la menos probable y sería una auténtica locura. Sólo tiene sentido si traes a otro All-Star joven, de largo contrato y asentado en la élite de la liga. Cosa muy poco probable y que nos cabrearía a todos.
  3. Pasar a Favors al banquillo liderando la segunda unidad. Imaginad por un momento una rotación de 7 u 8 jugadores con muchos minutos. Un banquillo liderado por Favors, Hood, JoJo y Sefolosha. Un quinteto compuesto por Gobert, Jerebko, Ingles, Mitchell y Rubio. Da gusto sólo de pensarlo. La posibilidad de cambiar el estilo entre defensa y ataque, aportando características distinta y versatilidad de opciones es increíble. Si Snyder aprende a gestionar esta rotación, alternando minutos y posiciones, podemos hablar de uno de los mejores banquillos de la liga. Este equipo al 100% de intensidad puede competir.

 Ricky Rubio 

Ricky Rubio es un gran jugador, pero con un estilo concreto. Todos conocemos las virtudes y defectos del jugador de El Masnou. Pues parece ser que se ha olvidado un concepto a priori claro. Ricky no es un tirador. Actualmente Ricky Rubio está tirando más veces que nunca en su carrera, pero mantiendo los mismos porcentajes.

Dentro del sistema en ataque, Rubio destaca por una clara organización de balón. Asistencias mágicas y un ritmo muy alto de juego. En el sistema de Quin Snyder, organizado con Gobert como piedra angular y un conjunto de jugadores que no aprovechan los espacios, se originan ritmos lentos y poca movilidad de los jugadores, en especial un problema serio en pérdidas.

Nil Alemany (SB)

En definitiva, Quin Snyder no está aprovechando a Ricky. Y si soy completamente honesto, no sé qué espera de él. Ricky Rubio necesita amasar el balón, movilidad de jugadores en un equipo con suficientes tiradores pero que juega demasiado en estático. Como ya comentamos anteriormente, las posibilidades son infinitas. Sólo con Gobert, ejecutando el pick and roll, bloqueos para tiradores como Mitchell, Hood, Burks, Joe Johnson o Jerebko.

Aquí sólo vemos que le obligue a tomar tiros que no son para él. De nuevo volvemos a la paradoja del punto anterior: Ricky funciona mejor con Favors de 5 que con Gobert. Al igual que con Mitchell, ambos necesitan un sistema de juego más dinámico, versátil y rápido, que favorece a ambos jugadores por igual. En especial contra equipos débiles en defensa.

Conclusiones 

Ahora mismo el equipo marcha 8º en la Conferencia (13-13). Por ahora no es momento de encender las alarmas en Salt Lake City. Toca una larga racha fuera de casa. 6 partidos donde sin duda vamos a poder ver los temas mencionados en este artículo.

Me gustaría destacar que la temporada acaba de empezar. Hasta el All-Star, todos los entrenadores realizan ajustes. Quin Snyder es entrenador por algo, aunque debe corregir de inmediato estas cuestiones en ataque. La verdadera incógnita va a ser qué hacer con el sistema ofensivo a partir de ahora, en especial con Rubio y Favors. Hasta el All-Star, hay tiempo.