Keith Allison (CC)

Aron Baynes cree que podrá jugar ante Cleveland

Declaraciones optimistas del australiano

Keith Allison (CC)

Tras perderse el último partido de pretemporada por una lesión en su rodilla izquierda, Aron Baynes se ha mostrado optimista acerca de su participación en el primer partido de la temporada. Los Boston Celtics se medirán a los Cleveland Cavaliers en la madrugada del 17 de octubre, y el australiano cree estar listo para contribuir. La nueva adición de los verdes hizo las siguientes declaraciones:

Claro que pienso que puedo llegar [al partido]. Es aún una cuestión de un día a otro, pero voy a jugármela y decir que estoy disponible. Lo he hecho todo. Me han ido haciendo preguntas y he contestado que estoy en camino. Si hubiera habido algún contratiempo, no habría seguido.

Baynes pudo tirar en el entrenamiento, como podemos ver en este vídeo de nuestra cuenta de Twitter.

El australiano, que venía de mostrar señales prometedoras en pretemporada, dejó el terreno de juego en el segundo partido ante Philadelphia por culpa de lo que parecía ser un esguince de rodilla. Sin embargo, asegura que «se encuentra bien, teniendo en cuenta cómo se encontraba durante el partido».

Estaba todo algo borroso, con lo que no pude ver lo que estaba pasando. Debería haber visto a Guerschon [Yabusele] llegar, ya que siempre entra con todo en cada jugada. (…) Si no hubiera recibido un golpe en el ojo previamente, habría sido capaz de verlo. Está todo bien.

También habló el entrenador de los Celtics, Brad Stevens. Sus palabras reflejaron el optimismo de Baynes, argumentando que «probablemente ha excedido nuestras expectativas». Stevens cree que jugará si no siente dolor en la rodilla mañana. Opina que hay que ser cauto y  «esperar y observar», ya que «eso es parte del proceso de torcerse una rodilla».

Baynes, de 30 años, llegó a los Boston Celtics como agente libre en verano. Su último equipo fue Detroit Pistons, donde promedió 4.9 puntos y 4.4 rebotes la pasada campaña. El pívot buscará hacerse un hueco importante en la rotación de Stevens, algo probable teniendo en cuenta la escasez de hombres altos en la plantilla céltica.