Luke Kennard era la primera opción de los Milwaukee Bucks

Se plantearon un trade por él

 

 

Los Milwuakee Bucks están tanteando el talento de su nuevo general manager.
Los Milwuakee Bucks están tanteando el talento de su nuevo general manager.

A veces en la vida vale la pena no enterarse de lo que podría haber pasado, y ceñirse estrictamente a los hechos ocurridos pues eso puede cambiar la visión sobre algo o alguien. En este caso, hablamos de Jon Horst, que tras pensar que el draft había sido su bautizo, y ritual de iniciación como ciervo, donde las circunstancias y sus decisiones propias le favorecieron, nos despertamos con un titular algo diferente. Pues la prioridad de nuestro actual gerente en aquella noche no era D.J. Wilson, sino otro jugador de diferente calibre, que no convenía para nada a los Milwaukee Bucks, el objetivo principal era Luke Kennard.

Sin duda ahora, lo mencionado deja un sabor de boca agridulce, pues el escolta no era una opción que los del estado de Wisconsin deberían de tener en cuenta por muchas razones. Entre ellas lo bien cubierta que tienen la posición de escolta, con dos de los jugadores que están más de dulce en la franquicia como Khris Middleton y Tony Snell jugando allí, o que a los Milwaukee Bucks no les hace falta un jugador que tiene una defensa bastante nula como es el caso de Luke Kennard.

Pero Jon Horst, queda todavía peor, cuando salta la noticia de que se intentó realizar un traspaso con tal de subir posiciones en el draft. Ya que el agente del jugador de Duke, les había dicho que no saldría del Top 15 y si lo querían, tenían que traspasar para llegar hasta una elección situada entre la décima y la decimoquinta. Pese a esto hay que aferrarse a que tenemos la mejor elección que podíamos haber tenido, defensa, tiro exterior, que por lo mencionado en el artículo parece que era lo que buscábamos, y altura.

Leave A Reply

Your email address will not be published.