Keith Allison (CC)

Los rumores se disparan en la división Atlántico

Un trade de Carmelo puede activar el efecto dominó

Carmelo parece haber acabado su etapa en los Knicks - Keith Allison (CC)
Carmelo parece haber acabado su etapa en los Knicks – Keith Allison (CC)

Se avecina un verano muy movido en el Atlántico. Tres equipos tendrán ajetreo en las oficinas y es normal, pues no han tenido los resultados esperados. Tanto New York Knicks como Toronto Raptors han sufrido decepción en lo que respecta a Playoffs, mientras que en Philadelphia 76ers quieren aspirar a más.

Phil Jackson lo tiene claro, no quiere a Carmelo Anthony. El «Maestro Zen» ha decidido que no quiere contar más con la actual estrella de los Knicks y le ha puesto en el mercado. Están dispuestos a traspasarle; a cualquier precio. La situación de «Melo» dispara los rumores.

El problema en la Gran Manzana es que los compañeros sí quieren a Anthony (ya vimos la situación de Kristaps Porzingis) y Lance Thomas ha salido en defensa de su compañero.

«Le quiero aquí. Le amo como compañero de equipo, como competidor y como persona. Todo lo demás está fuera de mi control, pero es un profesional asombroso«.

La situación en Philly es muy distinta, con el número tres del Draft se decantarán o por Josh Jackson o por Jayson Tatum. Además, tienen un gran amplio margen en el salario para intentar contratar alguno de los jugosos agentes libres que hay en el mercado. Su problema son los futuros contratos. A Joel Embiid habrá que pagarle un contrato a su altura y el siguiente será Ben Simmons, mucho talento joven, pero querrán dinero.

Por último están los Raptors, en Canadá tienen muchas dudas. Kyle Lowry ha sentido que la derrota contra los Cavaliers ha cerrado una etapa y probará la agencia. El otro que tiene dudas es Serge Ibaka, pero los Raptors son más optimistas en contar con el español el año que viene. Además, tanto Jonas Valanciunas como DeMarre Carroll estarán en la rampa de salida. Incluso se escucharán ofertas por otros jugadores de la rotación. Solo DeMar DeRozan está a salvo y se espera una pequeña reconstrucción.

Para el Draft, Toronto tiene fijado a T.J. Leaf, de UCLA. Es un gran jugador que ha venido a menos en la temporada universitaria. Los mocks le sitúan actualmente en el número 26. Los Raptors tienen la opción 23 y parece factible su elección, si nadie se adelanta.

Así, los despachos del Atlántico echarán fuego en el verano. Se esperan pequeñas reconstrucciones, pero un posible gran traspaso con Carmelo Anthony puede traer un efecto dominó que acabe dinamitando todo.