Foto: Laura Cristaldi (SB)

Mike Malone ha decidido, Murray por delante de Mudiay

El entrenador ha condenado al congoleño hasta apartarlo de la rotación

Mike Malone parece que no cuenta con el congoleño. - Laura Cristaldi (SB)
Mike Malone parece que no cuenta con el congoleño. – Laura Cristaldi (SB)

Mike Malone, entrenador de los Denver Nuggets, parece que ha tomado ya la decisión y ha sentenciado al banquillo a Emmanuel Mudiay. El que fuera base titular durante estos dos últimos años e icono de referencia para el futuro, parece que ha desencantado al entrenador. Primero las lesiones le fueron apartando del equipo, a continuación el veterano Nelson, a sus 35 años, le ha comido la tostada al congoleño y se ha convertido en base titular a base de trabajo y sobre todo cuidado del balón, limitando mucho más las pérdidas y moviendo el balón mucho mejor que el joven Mudiay. Pues, no contento con esto, se ha convertido en el tercer base, tras ser superado por el rookie Jamal Murray, que recordemos se trata de un escolta tirador y que poco a poco se está convirtiendo a la famosa figura de combo guard, mejorando y mucho sus prestaciones como base. Todo esto ha provocado que el canadiense haya convencido a Michael Malone y, ante la gripe de Nelson en el partido frente a Milwaukee Bucks de la pasada semana, el entrenador decidiera que su base fuera Jamal Murray.

Durante la semana pasada los medios de Denver se entrevistaron con Mike Malone y Jamal Murray, entrevistas en las que se habló de Emmanuel Mudiay y, en función de con quien hablaban, los rostros eran bien diferentes.

«No fue una decisión fácil jugar con Jamal.» – dijo Malone. – «Eso fue algo que todavía me duele un poco. Sé que Mudiay se pudo molestar, lo hice para que no se duerma y para que cada vez que salga lo haga con energía. Los minutos que aportó frente a los Bucks fueron muy buenos, salió muy enchufado teniendo en cuenta que es una situación difícil en la que está ahora».

Las palabras de Mike Malone sonaron a aviso para Mudiay, pero recordemos que no ha jugado más de 20 minutos desde el 4 de febrero y que tras el parón del All-Star solo había aparecido en cancha en dos ocasiones.

«Obviamente, sé que mi trabajo es tomar decisiones difíciles. Esta es una de las más difíciles que he tenido, Mudiay es un jugador que lleva un año y medio en la liga, sale de una lesión en la espalda y ahora vuelve de esa lesión, por lo que ahora mismo estamos jugando con Jameer Nelson y Jamal como recambio, no es fácil. Emmanuel Mudiay ha de seguir trabajando y solo porque estamos haciendo eso en este momento no significa que va a salir de la rotación todo lo que queda. Veremos cómo va».

Estas declaraciones de Mike Malone, suenan a las típicas promesas de madre que te decía que si te portabas bien al llegar a la tienda te compraba un helado. Mike Malone me recuerda con nostalgia a mi madre y empatizo con el bueno de Mudiay, que se quedará sin helado por mucho que trabaje. A los hechos me remito, ya contra Charlotte le ha tocado ver todo el partido desde el banquillo nuevamente; y eso después de disputar más de 33 minutos por encuentro y pensar que eres el referente de proyecto sobre el que construir un equipo, tiene que doler mucho más que quedarte sin helado. A continuación llegó el turno para alabar a Jamal Murray, empezando por Danilo Gallinari:

«Está madurando mucho. Cada partido para él es un proceso de maduración y está haciendo un gran trabajo».

Que uno de los pesos pesados del equipo hable así de tí es muy importante. Danilo tiene un peso brutal en el equipo, ahora mismo es el referente de los Nuggets a nivel internacional. Debido a esto estas palabras de apoyo para el rookie indican que el vestuario y los titulares están con él. A continuación le preguntaron nuevamente a Mike Malone por Jamal Murray:

«Está teniendo una muy buena evolución, es un novato de 19 años. Lo que quiero decir con esto es que al principio la mayor parte de sus minutos eran en la posición de escolta. Pero, cuando Emmanuel Mudiay cayó con la lesión, pasó a tener muchos de sus minutos como base, lo que le ha provocado estar cada vez más cómodo con la pelota en sus manos. Y hay que recordar que llevaba mucho tiempo sin jugar de base, ya que en Kentucky el año pasado no jugó mucho en esa posición».

Permítanme analizar estas declaraciones desde mi punto de vista. Desde aquí, y lo que la psicología me ha enseñado, observo un proteccionismo hacia Jamal Murray por parte de Malone. Entre líneas y según lo que ha llegado de Denver del gran Chris Dempsey, Mike Malone alaba la progresión de Murray y lo excusó de sus fallos diciendo que hace mucho que no jugaba de base y que cada vez lo hace mejor cuantos más minutos tiene. Pues esto es una fórmula de tres sencilla, si cuanto más juega Murray mejor lo hace, al despejar la incógnita nos queda que Murray tendrá más minutos. Vemos qué más declaró Malone:

«Cuando lo drafteamos nos dimos cuenta de que tenía la capacidad de ser un verdadero combo guard. Puede jugar sin balón muy bien incluso al ejercer de base, como visteis es el último partido dándole el balón a Will Barton. Aún jugando de base sin balón demostró su gran eficacia. Así que creo que es el verdadero lujo tener un tipo como Jamal Murray; tanto si tiene la pelota en las manos como si no la tiene, siempre es una amenaza».

Todo un lujo contar con Jamal Murray, mientras que con Mudiay ya veremos lo que pasa… A veces no hace falta ver mucho más, cuando un entrenador declara cosas tan ambiguas de un jugador como Mudiay y luego alaba al jugador de la siguiente promoción del Draft claramente, se ve que parece haber tomado una decisión muy clara por quien puede acabar siendo el base titular de estos Denver Nuggets. Tras estas declaraciones también se pudo escuchar a Jamal Murray:

«Es divertido jugar de base. Estoy seguro de mí mismo, solo estoy tratando de aprovechar al máximo e intentar aprender y olvidar mis errores. Quiero seguir siendo agresivo y seguir aprendiendo. Esto me divierte mucho, tengo el balón en mi mano, intento buscar un ritmo y conseguir que todos participen. Así que es muy divertido estar en pista con todos los compañeros. Ya que estoy de ida y vuelta entre los titulares y el banquillo, estoy jugando con todo el equipo y es muy divertido».

Vemos muy feliz a Jamal Murray y sobre todo se le ve con la confianza del entrenador. La verdad que esto para un joven jugador de baloncesto es muy importante dada su corta edad, 19 años solamente. Recordemos que los Nuggets ocupan la octava posición de la Conferencia Oeste y que, si todo sigue un patrón lógico, pueden volver a disputar Playoffs. Esto sería fantástico para Murray, puesto que le daría mucha experiencia y soltura para sus siguientes años, ya que en el primer año llegar  a postemporada es una cosa que muchos de sus compañeros no han conseguido nunca. Esperemos que Mike Malone se decida por un proyecto y lo apuntale, deje de dar bandazos y poco a poco veamos unos Nuggets firmes, con futuro y sobre todo estables. Recordemos que el titulo de Rookie del año está en el aire y, si Jamal Murray empieza a contar con muchos minutos de aquí a fin de temporada, quizá pueda acabar en sus vitrinas. De momento nos quedamos con que a día de hoy Malone ha tomado la decisión de que Jamal Murray está por delante de Emmanuel Mudiay y, de haberla tomado antes, quizás los Nuggets podrían haber sacado algo por el congoleño antes del cierre del mercado.