Keith Allison (CC)

Dwyane Wade se despide de Miami

Asegura una decisión muy dura y emocional

Dwyane Wade, vistiendo la camiseta de su ya ex-equipo - Keith Allison (CC)
Dwyane Wade, vistiendo la camiseta de su ya ex-equipo – Keith Allison (CC)

Pasadas apenas unas horas de conocerse la dolorosa salida de la que fue su casa durante más de una década, Dwyane Wade ha querido mandar un mensaje a los fans de los Heat y los que le esperan en Chicago.

«Querida Miami,

Esta decisión que he tenido que tomar ha sido muy dura y emocional. Tras trece años, he decidido embarcarme en un nuevo viaje con los Chicago Bulls. No ha sido nada fácil, pero creo que es lo más adecuado para mí y mi familia.

Empecé mi carrera con los Miami Heat en 2003 y ha sido un honor haber jugado con ellos y ayudar a construir un equipo ganador con nada menos que tres campeonatos. Miro atrás con el orgullo y asombro que genera ver todo lo que hemos conseguido todos juntos. Quiero expresar mi agradecimiento a la familia Arison, Pat Riley, al entrenador Erik Spoelstra, el staff y toda la organización.

Desde lo más profundo de mi corazón, quiero agradecer a toda la comunidad de Miami y, especialmente mi #HEATNATION, todo su amor y apoyo durante tantos años. Ha sido realmente increíble. Estoy profundamente conmovido por todos los mensajes tan positivos de los fans expresando que desean lo mejor para mí y mi familia, por lo que sé que apoyarán mi decisión. Los recuerdos de los desfiles de los campeonatos y los cinco títulos de conferencia son de los más increíbles que he vivido y siempre estarán en mi corazón.

Cuando era pequeño nunca creí que fuera a llegar a la NBA y que acabaría vistiendo la camiseta de los Bulls. Verles de pequeño me inspiró para que persiguiera mis sueños de convertirme en un jugador profesional. Uno de mis recuerdos más queridos es ver a mi padre jugar en las pistas del Instituto Fermi y desarrollar mi juego en el Blue Island Recreation Center. Nunca olvidé de dónde vengo, por lo que estoy muy agradecido de tener la oportunidad de jugar en el equipo que me impulsó a amar este deporte. Muchos de mis familiares aún viven en Chicago, por lo que estoy orgulloso de volver a una ciudad que siempre he llevado en el corazón.

Estoy deseando volver a mis raíces.

Con todo mi amor y respeto,

D. Wade»

Con esta carta, el ya exjugador de los Heat dice adiós al equipo en el que creció y desarrolló su carrera. Con trece años a sus espaldas, ha dejado un legado al alcance de muy pocos: ha llevado a la franquicia a cosechar sus primeros éxitos, con nada menos que tres anillos y cinco campeonatos de Conferencia. Es por esto que nadie se esperaba verle vistiendo una camiseta que no fuera la de los Heat. Sin embargo, el malestar causado por las malas maneras de Pat Riley han llevado a este adiós anticipado.

A pesar de ello, desde los aficionados, jamás se le reprochará nada. Al contrario, le agradecemos todos y cada uno de los numerosos sacrificios que ha hecho por el equipo. Gracias, Wade.