Valanciunas y DeRozan en el Mundobasket

Analizamos las actuaciones de los dos Raptors

Una vez finalizado el Mundial de Baloncesto celebrado en España llega la hora de analizar las actuaciones de los dos jugadores de la plantilla canadienses que han participado en el torneo. Tanto Jonas Valanciunas (1992) como DeMar DeRozan (1989) han desplegado su baloncesto en las canchas de Bilbao, Gran Canaria, Barcelona y Madrid, si bien su rol en los equipos lituano y americano fueron muy diferentes. A mediados de campeonato realizábamos otro análisis con motivo del enfrentamiento entre ambos en Semifinales, que podrán encontrar en la sección Raptor de la Web.

JONAS VALANCIUNAS – LITUANIA (Utena, 1992). Pívot 2.13 m 111 kg. 

Comencemos escrutando el juego del lituano, hombre clave en su combinado pese a contar con tan solo 24 años y dos temporadas en la NBA. Este Mundial suponía el quinto campeonato absoluto en el que representaba a su país, tras los Eurobaskets de 2011 y 2013 (en el cual lograron la plata frente a Francia), así como el Preolímpico y Juegos Olímpicos en el año 2012. Si bien ya contaba con una amplia experiencia internacional para su edad, este era el primer campeonato en el que se encontraba al frente de su selección. Esto es debido, en primer lugar, a la ausencia del antiguo jugador NBA y ex-Raptor Linas Kleiza y, a pocos días de comenzar el campeonato, la baja por lesión de Mantas Kalnietis, teórico base titular y encargado de dirigir el ataque lituano.

Augustis Mindaugas, periodista del periódico lituano Delfi y seguidor de las actuaciones de Valanciunas en los campeonatos Juniors de 2010 y 2011 decía:

 “Ahora todo el mundo espera de él que sea el poder principal de Lituania. Está haciendo su propia transición entre la juventud y el liderazgo del equipo absoluto; quizás esté en algún punto intermedio en el presente”

De esta manera, Valanciunas se encontraba con la responsabilidad de obtener un buen puesto en el Mundial para poder optar, de nuevo, a jugar el Preolímpico de 2016. Se arropaba de jugadores de calidad como el ala-pívot Motiejunas, los hermanos Lavrinovic, los aleros Maciulis y Pocious o el base Seibutis. Durante la primera fase demostró una gran solidez y consistencia en su juego, sobretodo asegurando el rebote, con promedios de 11 puntos, 8 rebotes, 1 asistencia y 1 tapón en 22 minutos durante los cuatro partidos de Gran Canaria. La única derrota fue frente a Australia donde se vio superado por el pívot Aaron Baynes, que limitó la aportación de Jonas a 4 puntos y 6 rebotes.

Tras el final de esta primera fase, el pívot de la plantilla Raptor hacía estas declaraciones:

“Tan solo estoy haciendo mi juego, tratando de jugar duro, luchando por la pelota. Hago lo que debo hacer.”

Abandonaron el archipiélago rumbo Barcelona para disputar las rondas eliminatorias, que iniciaron con una ajustada victoria sobre la selección de Nueva Zelanda. Valenciunas firmó una memorable actuación con 22 puntos, 13 rebotes (5 en ataque) y 3 tapones, ayudando a su selección a pasar a cuartos de final. En dicha ronda se verían las caras con la correosa selección turca, mermada también por las bajas previas a la competición. Dicho partido generaba máxima expectación dado el enfrentamiento entre dos pívots NBA, Omer Asik y nuestro protagonista, Jonas Valanciunas. El duelo se decantó para el jugador de Toronto quien firmó 12 puntos y 13 rebotes (3 ofensivos) además de un tapón y una asistencia.

Una vez finalizado el encuentro, él mismo decía:

 “Necesito actuar en el poste bajo, como un hombre grande, tratando de ayudar al equipo en la zona. Es mi punto fuerte.”

Con la victoria frente al equipo turco los lituanos lograban su objetivo, la ansiada lucha por las medallas. La única mala noticia era que el rival que le deparó el cuadro para acceder a la final fueron los Estados Unidos. El desenlace fue el esperado, con una discreta actuación del jugador lituano con un 2/5 en tiros de campo, maquillados con su 11/13 en tiros libres, Valenciunas acabó firmando 15 puntos 7 rebotes y 1 robo en 28 minutos.

Tras esta segunda derrota, el equipo de Kazlauskas se vería las caras en la final de consolación con el combinado francés. Los de Collet se presentaron en el partido con más hambre que fuerza, y fueron durante todo el encuentro a remolque. En el último cuarto, Lituania desperdició una ventaja inicial de 7 puntos gracias en parte a acciones estelares de Boris Diaw, así como al desacierto en el tiro exterior de los “verdes”. Durante los últimos dos minutos, Jonas Valanciunas tuvo dos oportunidades en el poste bajo consecutivas que hubiesen significado una renta de 5 puntos. Finalmente los franceses se llevaron el gato al agua y nuestro pívot se quedó sin premio tras un gran partido en el que sumó 25 puntos y 9 rebotes.

Andescargaalizando los encuentros individualmente, su propio seleccionador, Jonas Kazlauskas afirmaba:

“(Jonas) se ha convertido en un jugador más fuerte y experimentado. Antes jugaba como un crío. Ahora respeta a cada adversario y sabe cual es el precio de cada partido.”

Asimismo, el pívot de Utena afirmaba tras el campeonato:

“Vuelvo a Toronto preparado para la próxima temporada. Ha sido como una preparación para la próxima campaña, enfrentarme a los mejores pivots de Europa y del mundo me ha obligado a estar más en forma.”

En resumen, la actuación de Jonas Valanciunas se puede definir como constante, con ciertas lagunas en su juego ofensivo propias de un jugador de su edad. Si bien es cierto que muchos pívots han destacado en este mundial (Scola, Ayon, Dieng, Gasol o Davis), desde la redacción Raptor opinamos que no hubiese sido descabellado pensar en la inclusión de Valenciunas en el “cinco ideal del Mundobasket ’14”.

DEMAR DEROZAN – USA (Los Ángeles, 1989). Escolta/alero 2.01m 100kg

Es el momento de analizar la actuación de nuestro jugador estrella, DeMar DeRozan, cuya inclusión en el roster final del TeamUSA fue, cuanto menos, afortunada, dada las bajas de última hora del combinado norteamericano. Es muy probable que de no haber sido por la trágica lesión de Paul George o por la renuncia de Kevin Durant, el jugador angelino no hubiese participado en la consecución del título.

EEUU recaló en el grupo C, donde se deshizo con comodidad de los equipos finlandés, dominicano (partido en el que dejó uno de los mates del Mundial), ucraniano y neozelandés. Tuvo ciertas dificultades con el combinado turco, quienes les obligaron a realizar ataques elaborados frente a zona, y les impedían un juego más vivo y de contraataque. Sus estadísticas en dicha primera ronda fueron 5.4 puntos, 0.8 rebotes, 1.4 asistencias y 1.2 robos en 12.4 minutos de media. 

Posteriormente viajaron a Barcelona para enfrentarse a la selección de México, equipo al que derrotaron con comodidad. Éste fue el segundo peor partido de nuestro protagonista, jugando 13 minutos y marchándose en blanco con 0 puntos (0/1 en tiros de 3) 2 rebotes y 2 asistencias. En cuartos se verían las caras con los Eslovenos, encuentro decantado en favor de los americanos durante la segunda parte del mismo, con participación de 9 minutos de DeRozan, que logró 6 puntos y dos rebotes con 3/3 en tiros de 2.

demar1En las semifinales esperaba la Lituania de su compañero de equipo Jonas Valanciunas. Dicho encuentro fue sin duda el peor que jugó nuestro alero, con tan solo 8 minutos de participación en los que erró el único tiro que hizo a canasta, y donde tan solo aportó una asistencia al encuentro.

En la final de Madrid, el equipo de Coach K realizó un gran baloncesto frente a Serbia, rozando la perfección en ciertos momentos del juego, con un final de primer cuarto espectacular. DeRozan ingresó al campo a mediados del tercer cuarto, para disputar todos los minutos de ahí al final del encuentro. Su entrada aumentó más si cabe el ritmo de ataque americano y se fue hasta los 10 puntos, 1 rebote, 1 asistencia y 1 robo en tan solo 14 minutos de juego.

Con esta actuación ponía punto final a un campeonato donde, pese a que su rol no fue tan importante como le hubiese gustado, ha ayudado a su selección en el logro de la medalla de oro, y le ha servido como un paso más en su progresión hacia ser uno de los mejores jugadores exteriores de la NBA.

Y vosotros, ¿qué opináis acerca de la actuación de nuestros Raptors en el Mundobasket’14?

Leave A Reply

Your email address will not be published.